Menu

Producto añadido correctamente a su carrito de la compra
Cantidad
Total
Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.
Total productos:
Total envío:  A determinar
Total
Seguir comprando Ir a la caja

AJOBLANCO

Categorías : Recetas Rss feed , Verduras y Huevos Rss feed

AJOS FRESCOS

Con el buen tiempo apetecen mucho las sopas frías, por ello, traemos esta tradicional receta de ajoblanco. Es un plato típico de la gastronomía andaluza y extremeña y cuyo origen se halla en la gastronomía romana o griega ya que sabemos que los romanos preparaban una sopa fría similar con pan, almendras, ajo, pepino, zumo de uvas y aceite de oliva.

Es uno de los gazpachos - conocido como gazpacho blanco ya que incorpora los cuatro ingredientes clave del gazpacho: pan, vino agrio (vinagre), aceite y agua, los mismos que llevaban las legiones romanas en sus campañas.

Hoy en día se disputan entre varios municipios andaluces y extremeños la versión actual. Entre ellos se encuentra Almáchar, en Málaga, donde se celebra el primer sábado de septiembre la Fiesta del Ajoblanco desde 1968.​ 

En este post te contamos como elaborar, paso a paso, este plato considerado uno de los entrantes perfectos para el verano, ya que aporta gran cantidad de nutrientes mientras te refresca, al servirse siempre bien frío. Nos gusta prepararlo de víspera para asegurarnos de que queda bien frío, y, además, se puede conservar en nevera durante 3 días.

Esta delicioso agregando 2 cucharadas de vino de manzanilla al final y si queremos vestirlo, también podemos incorporar tropezones de picadillo (muy fino) de un buen jamón ibérico. 

Receta de ajoblanco

INGREDIENTES PARA 6 PERSONAS

200 g de almendras marconas totalmente peladas
125 g de pan blanco (mejor candeal)
150 ml de AOVE
3 dientes de ajo
3 cucharadas soperas de vinagre de Jerez
Sal

Uvas y bolitas de melón para acompañar 

PASO A PASO

1.- Si las almendras tienen la piel, la víspera, poner un cazo con agua a hervir e incorporar las almendras y dejar 1 minuto. Escurrirlas y pasarlas a un paño de cocina. Cuando no quemen, pero aun estén calientes, se pueden pelar fácilmente. Dejar las almendras durante la noche remojadas en agua en un bol.

2.- Poner en un bol las almendras y dejarlas en remojo durante unas 2 horas.

3.- Escurrirlas y triturarlas junto a los ajos, un poco de sal y agua (no añadir mucha para que no quede licuado) en una batidora.

4.- En otro bol, remojar el pan en agua.

5.- En un escurridor, escurrir el pan y añadirlo al batido anterior. Seguir batiendo y triturando hasta obtener una pasta homogénea.

6.- Después, añadir el vinagre y unas cucharadas de agua, si se ha quedado muy espeso.

7.- Continuar batiendo e ir adicionando el aceite poco a poco para que emulsione perfectamente.

8.- Para terminar, añadir agua hasta conseguir un volumen final de un litro y medio. Rectificar de sal y enfriar.

AJOBLANCO TERMINADO

8.- A la hora de servir, lo pondremos en unas bonitas copas o boles y lo acompañaremos de uvas y bolitas de melón hechas con un sacabocados del tamaño deseado.

Entradas relacionadas

Share

facturasPAGO
SEGURO
facturas ENTREGA
24/48h
facturasENVÍO GRATUITO
A PARTIR DE 40€
facturasDEVOLUCIONES
30 DÍAS
facturasATENCIÓN
AL CLIENTE
Suscríbete a nuestra newsletter

Suscríbete a nuestro Boletín

Y disfruta de todas nuestras novedades, ofertas y recetas gratis.

91 5474220 y 91 5597858