Producto añadido correctamente a su carrito de la compra
Cantidad
Total
Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.
Total productos:
Total envío:  A determinar
Total
Seguir comprando Ir a la caja

Mermelada de fresa y vainilla

Categorías : Recetas Rss feed , Repostería Rss feed

Por fin ha llegado la temporada de las fresas. ¡Al encontrar una buena oferta de fresas en el mercado nos pusimos manos a la obra con la mermelada de fresa!

Receta de mermelada de fresa y vainilla 

Ingredientes

2 kg de fresa

1 kg de azúcar

El zumo de 1 limón

3 ó 4 vainas de vainilla

2 sobres de pectina (16 g)

Elaboración

La víspera a la preparación, limpiar y retirar los rabos de las fresas, mezclar las fresas con la mitad de azúcar y las vainas de vainilla, remover bien, tapar y dejar macerar una noche.

Al día siguiente, poner un plato pequeño a enfriar en la nevera. Este se usará para comprobar el punto de la mermelada.

Lavar los tarros y esterilizarlos, bien hirviéndolos durante 10 minutos totalmente sumergidos en agua o boca abajo en la rejilla del horno a 140ºC durante 30 minutos.

Calentar a fuego suave las fresas maceradas, agregar el resto del azúcar con la pectina y el zumo de limón.  Una vez disuelto el azúcar, dejar cocer a fuego vivo 15 minutos. Agregar el zumo de limón y cocer 10 minutos más.

Para comprobar que la mermelada esta en su punto, retirar el cazo del fuego, dejar caer una gota de mermelada sobre el plato frío recién sacado de la nevera. Trascurridos unos segundos, tocar la gota y si la superficie se ”arruga”, la mermelada esta en su punto. Si por el contrario queda líquida, volver a cocer 10 minutos más y probar de nuevo.           

Una vez lista, apagar el fuego, dejar reposar 10 minutos y espumar la superficie. Después, abrir y raspar las vainas, agregar los granos de vainilla y remover bien. Introducir la mermelada aún caliente en los tarros con la ayuda de un embudo de boca ancha para mermelada.

Para que se mantenga mejor, cubrir la superficie de la mermelada en el tarro con un papel de parafina o un disco de papel de horno y cerrar mientras continue caliente.

Si la mermelada no se va a consumir en pocos días, esterilizar lo tarros cerrados y sellados, hirviéndolos cubiertos por 2 cm de agua durante 10 minutos. Retirar del agua hirviendo con la ayuda de unas pinzas para tarros de conserva y dejar enfriar sobre una rejilla o toalla.

Decorar los botes con unos cubre botes y marcar en una etiqueta autoadhesiva el contenido o nombre de la conserva y la fecha de preparación. 

http://www.alambique.com/tienda/para-las-conservas

Conservar en un lugar fresco y seco hasta 1 año.

Esta mermelada es un regalo estupendo, ya que prácticamente a todos nos gusta la mermelada de fresas y en pleno invierno se agradece mucho la frescura y el dulce aroma de estas.

La fresa contiene poca pectina por lo que hay que agregar más para la preparación de la mermelada. Esta se suele encontrar en algunas farmacias o en Almacenes Riesgo (Calle del Desengaño 2, Madrid), pero si no la obtuviéramos fácilmente, se puede incrementar la cantidad de azúcar a 2 kg y agregar el zumo de uno o dos limones más.  El limón contiene pectina y la mayor cantidad de azúcar aportará más cuerpo a la mermelada. 

 

 

Entradas relacionadas

Share

facturasPAGO
SEGURO
facturas ENTREGA
24/48h
facturasENVÍO GRATUITO
A PARTIR DE 40€
facturasDEVOLUCIONES
15 DÍAS
facturasATENCIÓN
AL CLIENTE
Suscríbete a nuestra newsletter

Suscríbete a nuestro Boletín

Y disfruta de todas nuestras novedades, ofertas y recetas gratis.

91 5474220 y 91 5597858