LOS REGALOS DE NAVIDAD DE MIRIAM GARCÍA "EL INVITADO DE INVIERNO"

Categorías : Mundo gastronomía Rss feed

MIRIAM GARCIA HACIENDO POLVORONES

Todos usamos la Navidad para que nos regalen (o regalarnos) cositas a las que ya teníamos echado el ojo, ¿no es así? Que sí, no os hagáis los despistados…

Como amante y profesional de la gastronomía, entre mis regalicos favoritos siempre aparece algún libro de cocina/recetario. Los colecciono de forma casi compulsiva, a tal punto que en mi casa me plantean ya que me mude a otra casa… junto con mis libros.

De los últimos libros que han aterrizado en mi biblioteca os recomiendo Nuevo Arte de la Cocina Española de Juan Altamiras, en una magnífica edición del año 2017, con el recetario revisado, comentado y actualizado para cocinas modernas por la historiadora Vicky Hayward. Para perderse entre las recetas y sentirse como un monje cocinando en su monasterio con los productos de su huerta y parroquia, con unas combinaciones de ingredientes y sabores tremendamente modernos.

Y, cambiando de tercio, un libro que acaba de salir del horno, Cocina Viejuna de Ana Vega, un recetario comentado y con imágenes de los años sesenta y setenta de esos platos entrañables que a todos nos gustan, aunque ahora no sea de buen tono reconocerlo, como el cóctel de gambas (que cuando era pequeña era para mí el summum de la sofisticación), la tarta al whisky o el melón con jamón. Un libro divertido y magníficamente bien escrito, perfecto para regalar.

LIBRO NUEVO ARTE Y COCINA VIEJUNA

Otro clásico de mis regalos son los cacharrines para hacer galletas y dulces en general. Nunca tengo suficientes moldes o cortadores, porque cuando quieres preparar una receta muy concreta siempre te falta justo ese adminículo esencial… ¿a que eso también os pasa a vosotros? Decid que sí.

Entre estos siempre destacan la enorme variedad de cortadores y moldes de galletas navideñas; me encapricho de todos, tendría un contenedor de ellos (otra razón que tiene mi familia para invitarme a que me mude). Me chiflan particularmente los rodillos con relieves para hacer galletas de tipo centroeuropeo/speculaas. Son fáciles de manejar, las galletas quedan preciosas y además son tan lindos que los puedes colgar en la cocina o incluso en el árbol de Navidad. Todo son ventajas (o eso le digo a mi familia).

Pero como también soy gran forofa de los dulces navideños españoles, me encantan todos los complementos relacionados con ellos, como moldes para turrones o cortadores para mantecados y polvorones. Además, ahora encontramos fácilmente los bonitos papelillos característicos de estos dulces por si los hacemos en casa y les queremos dar un acabado profesional. Lo que os recomiendo muy mucho, porque son muy fáciles de hacer, salen más baratos que los comerciales (con ingredientes de calidad, claro) y el resultado es apabullante. No os digo más.

Y como no, un regalo que con frecuencia me cae en Navidad es algún magnífico curso de cocina… y no, no barro para casa, que va.

Espero que todas estas sugerencias os ayuden en la ardua tarea de buscar regalos para familia y allegados. Y, sobre todo, que tengáis unas maravillosas fiestas y acertéis.

Entradas relacionadas

Share

Suscríbete a nuestro Boletín

Y DISFRUTA DE TODAS NUESTRAS NOVEDADES, OFERTAS Y RECETAS GRATIS